Pequeña Ración Individual de Personalidad

El Blog de Rufo. AHORA EN WWW.RACIONDEPERSONALIDAD.ES

Autopromoción (y 2)

Posted by Rufo en 25 diciembre, 2006

Viene de aqui

(…)No creo que trate de hablar de narcisismo o vanidad. Entiendo por vanidad creer que todo lo que uno hace es cojonudo, y de hecho es una caracteristica que no me gusta, pero me gusta tan poco como la falsa modestia (tal vez porque yo mismo sufro un poco de ambas! :p). Si pudieramos hablar de las cosas en su justa medida… si uno pudiera saber que lo que hace huele a avinagrao y se ver los defectos, e intentar mejorar; y sobre todo no esperar a que lo que hace le guste al resto de la gente (el público es sencillamente impredecible e incontrolable: con ello no se puede contar nunca), sino sencillamente ser capaz de decir: “me gusta a mi, con eso estoy contento…” ¿es eso vanidad?
¿es malo ser tu más sincero público? ¿y es malo, valga la redundancia, hacerlo público? ¿es malo no depender ni esperar a que al resto le guste lo que haces o que te lo diga?

De hecho por mal que suelas hacer las cosas, el constante camino de perfeccionamiento te llevará a que alguna vez te salga algo y seas capaz de decirlo: estoy contento. Y ya está, el camino no acaba, puede seguir siempre que quieras y decir “la proxima vez ¡voy a hacerlo mejor!” Y esperemos que así sea :)
Y suele pasar que los mejores trabajadores, artistas, obreros y/o artesanos son los que menos contentos estan con su propia obra (que no es que no disfruten su trabajo): su falta de satisfacción es lo que les empuja constantemente a ir siempre más lejos; son tremendamente exigentes y autocríticos consigo mismos, aunque casi por definición eternos infelices. Por contra, el autocomplaciente se conforma con lo que tiene o hace. Este último es feliz, aunque también implica que probablemente no explorará más allá. De todas formas me recuerda algo a como les pasa a los yonkis de Trainspotting: con la heroina son felices, solo tienen una preocupación y es como meterse otro pico. Nada de elegir futuro, carrera o empleo.
Y de todas formas por ahí anda la frase de ‘envidio a aquellos que son capaces de ser felices con poco’, aunque ahí ya hilad vosotros, que si no me voy por las ramas :p (y me suelo ir)

house-md-poster-c12220425.jpgCentrandome de nuevo, supongo que podriamos hablar de vanidad y autocomplaciencia, humildad y modestia, y tambien ver si todas ellas son sinceras o no (esta sería una charla para tener a House de contertulio :) ).
Si hay algo que en cierta medida tengo comprobado es que si tú dices lo que piensas de ti mismo entonces el resto se suele callar, sobre todo si no erras mucho el tiro: de algun modo es aquello de ‘el que calla otorga’. Y si de hecho te hablan suele ser para sacarte de tu error, para contradecirte.
Si te criticas a ti mismo, estarás inmunizado para cualquier cosa que te digan (eres tu mejor crítico y nadie será más duro contigo que tú), partes de ese punto y a partir de ahí todo lo que puedes recibir son comentarios positivos (y nunca se ha visto eso de que alguien se autocritique adrede para recibir halagos… ¿no?). Si por la misma via te auto-halagas, si te cuentas a ti mismo lo cojonudo que es lo que has hecho, ya está; nadie te va a decir “está todavía mejor”: o bien se van a callar o bien será para ponerte los pies en la tierra.
Si dices ser feo y la gente te dice que no, que eres guapico, es que lo serás, aunqué haya que reducirlo a una cuestión de mayoría numérica (y teme si se callan!). Si eres un petulante y por lo tanto te estes excediendo, solo queda espacio para que alguien llegue a bajarte los humos. Pero oye, si dices que es bueno y por lo que sea se callan, es posible que sea verdad (o que sencillamente ni siquiera tienes a nadie cerca que te lo diga, que también). En fin, el tiempo pone las cosas en su lugar.

Pero todavia puede haber otra explicación: al decir todo lo que piensas, puede pasar que sencillamente no dejas a los demas nada que decir, no invitas al otro a comentar. Por ejemplo, Gianna; me gusta como escribe y una cualidad especial que tiene: la de decirlo todo; blogs asi no se cuentan a menudo (tambien podría citar Tecnología Obsoleta, aunque claro, con la longitud de sus post, así cualquiera :) ). Algunas veces los lees y te quedas con la sensación de “joder, lo ha clavado. No tengo nada más que decir ni que aportar, no cambiaría ni una coma”. Y ya puedes estar en desacuerdo, que con las mismas te va costar trabajo encontrar fisuras en su exposición.
Y con esas te quedas, consecuencia: no hay comentario :). (O también, debería reconocer que soy mucho más tonto y ni tan siquiera alcanzo a verle las fisuras de sus textos :D)

Total, moraleja: si quieres que la gente participe en tus escritos, deja cabos sueltos, aunque sea a posta. (y anda que no he desvariado del tema desde que empezé el post!)

Ese ha sido mi consejo de hoy; a mi ¡me funcionaa! :D

9 comentarios to “Autopromoción (y 2)”

  1. etringita said

    Mmmmmm… creo que mi comentario del post anterior vendría mejor en este. xDDD
    Estaba yo pensando… en lo retorcidos que somos. A veces decimos lo contrario de lo que pensamos, para que nos contesten, y así reafirmar nuestra verdadera convicción.
    Ejemplo. A ver tu trabajo… No, que me ha quedado fatal (mentira cochina, que te encanta). Oyyy… pero si es genial! ¿Sí? ¿De verdad? Pues yo no lo veo pa tanto. Sí, ¡es estupendo!Y tu ego se hinchaaaa… y te sientes feliz como una perdiz. xD

  2. Geo said

    Cuando veo post como este, solo me entran ganas de escribir algo acorde a lo bien que esta, pero hoy, es uno de eso muchos días que no estoy inspirado

    Solo añado que para mi queda mas claro que de vez en cuando, sin quitarnos auto critica, siempre hay que darse uno autopalmaditas en el hombro, sentirse satisfecho con lo que se hace y decir, ostias que de puta madre me a salido, la proxima seguro que me sale mejor

  3. Rufo said

    ##Etringita: siiiiii ^^ de eso ya me tienes derivando otro post :D

    ##Geo: cuando se te pase la resaca vas y lo cascas xD. Es broma hombre. Lo que dices: es que la critica precisamente no es eso, se suele interpretar como “critica igual a negativo” y no es así, la critica puede por igual ser positiva. Eso si, que sirva para mejorar :)

  4. […] Como veis, estoy que no escribo a menudo pero algunas veces me da la diarrea mental y vaya tela (tengo hasta 7 borradores calentitos que ya veremos como acaban). Derivando el tema de la autopromoción, el ego y la necesidad de que alguien (aunque seamos nosotros mismos) nos diga lo bueno que es lo que hacemos, aunque sean polleces… Ahí va un comentario de etringita que lo expone a la perfección, y no sé quien no ha hecho ninguna vez lo mismo… […]

  5. Geo said

    Vaya que fallo, jajaja, pero bueno que me as entendido, que de vez en cuando hay que decir, “joder, me a salido de puta madre”

    El pedo de sueño se me pasara algún día, jooo quiero vacacionessssss

  6. Rufo said

    Geo, jejeje, ahí le has dao :)

  7. Andrés said

    Y suele pasar que los mejores trabajadores, artistas, obreros y/o artesanos son los que menos contentos estan con su propia obra (que no es que no disfruten su trabajo): su falta de satisfacción es lo que les empuja constantemente a ir siempre más lejos; son tremendamente exigentes y autocríticos consigo mismos, aunque casi por definición eternos infelices.

    Yo no se si eso lo encontraste de otro lado o de verdad lo escribiste tu. De cualquier forma es lo que más profundo me llegó, y por otro lado como decían por ahi Y tu ego se hinchaaaa… y te sientes feliz como una perdiz, probablemente porque aunque te tratan de infelíz, tambien te dicen que pertences a los mejores.

    El gran problema de ese tipo excesivamente perfeccionista, es que nunca esta contento con nada, y por lo tanto nunca se siente mejor que aquel a quien admira. Además el pobre tipo se cuestiona constantemente si esta donde tiene que estar, después de todo nada de lo que hace le queda “bien”. Finalmente, y este es el punto más terrible, esa personalidad también te lleva a cuestionarte lo bien que lo estas haciendo en tu vida, si las decisiones que has tomado son las correctas… y claramente como eres perfeccionista, la opinión es que muy probablemente no fuera la decisión correcta, y así se cae en un espiral vertiginoso que no acaba nunca. Una vez que caes en este espiral comienzas a ver que todos los demás han sido mucho mejor que uno, ya sea por sus buenas decisiones y felicidad como consecuencia de ello, o simplemente a que no le han tomado el peso y siguen felices de la vida. Entonces el infierno del perfeccionista, todos son mejores que uno.

    Y de esta manera, hundido en ese caldo mental es como algunos de nosotros llegamos sin querer por primera vez a leer artículos como este.

    Slds
    Andrés

  8. Andrés said

    Disculpa el numero de post, pero podría un perfeccionista haber dejado sin citas una cita?

  9. Rufo said

    Andres, gracias por el comentario. No, no he citado ‘directamente’ a nadie, aunque a decir verdad, no son ideas directamente mias, sino un ‘reciclado’ de cosas que he visto y leido tantas veces. En tal caso, si, esas frases a las que te refieres son mias, no las he copiado de ningun sitio. O al menos no conscientemente: en cualquiera de los casos no me extrañaría que ya alguien hubiese escrito algo parecido y hubiese reusado las mismas palabras de forma subconsciente (en tal caso pido disculpas)
    (he moderado el resto de reiteraciones del mismo comentario, las interpreto como un error, no te preocupes)
    Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: